miércoles, 6 de abril de 2011

México o muertos de primera y segunda clase


Imagen 6
Viví  casi 10 años en México, hasta febrero de 2010. En este tiempo aprendí que pese a la importante promoción turística existente, a la existencia de Cancún y a la impresionante Ciudad de México  la sociedad mexicana cada día mas va a un camino al parecer sin retorno al desastre como colectivo organizado

Evidentemente esto no es por la muerte del hijo del poeta Javier Sicilia, pero cuando la muerte llega a las clases cultas y educadas, es por que salió del ambito meramente del narcotráfico. Cuando los muertos venían de los sectores populares, de los inmigrantes ilegales centroamericanos o de la violencia tanto por los narcos o las fuerzas militares, eran sólo parte de una estadística macabra, pero cuando muere un intelectual o un hijo de intelectual todos ponen el grito en el cielo. ¡Dejémonos de joder! Esto demuestra la división social existente en México, en donde los muertos de las clases medias y altas son los que cuentan y movilizan a la sociedad, pero si mueren 500 tipos en San Juanico o en el Sector Reforma por la inoperancia de PEMEX (petróleos mexicanos) o muere toda una familia de una activista en Ciudad Juarez, solo le interesan a muy pocos, existiendo de hecho, muertos de primera y de segunda clase.

Pese a lo anterior, tal vez mucho mas grave es el pacto de censura firmado por los grupos mediáticos mexicanos, el cual puede dar para mucho, el hecho de la auto censura demuestra que estamos frente a un estado fallido que es incapaz de aplicar el derecho para combatir el delito y defender los derechos humanos de la población. El escenario de desastre lo sumamos  con una clase política excepcionalmente inepta  preocupada de obtener dinero fácil de las arcas fiscales, un sector  empresarial que  mas le interesa  ganar dinero rápidamente y pagar sueldos de hambre, subsidiando de facto a la economía estadounidense al ser México el taller de las empresas del país vecino. Y el desastre, se hace mas notorio al existir una clase de intelectuales orgánicos burócratas mayormente serviles en universidades con sueldos faraonicos en un pais donde muchos apenas tienen tortillas para comer. Esas son las contradicciones terribles que existen en México, que las están llevando al despeñadero sin retorno, y lo peor, con la inacción del resto de la sociedad, que lamentablemente le vale madre...salvo cuando matan a un intelectual....

5 comentarios:

  1. Desafortunadamente tienes toda la razon.

    ResponderEliminar
  2. Que estupideces escribes... (pero eres libre de hacerlo)
    ¿Quieres hablar de voces?
    Las hay mi hermano(a), en todos los ámbitos.
    Te dejo unas reflexiones de México:
    ¿Que grupo armado aboga por los Derechos de los Indigenas? (adivinaste)
    ¿Que Instituto aboga por los derechos de las mujeres? (adivinaste nuevamente)
    Ahora quieres hablar de los otros sectores, vamos no deberías de dividir, divide y vencerás.
    La unión hace la fuerza, etc...
    Tus palabras solamente hacen y confirman que la sociedad actual mexicana está tan podrida, no por sectores o clases sociales en específico, están podridas por gente como tu o como el mentado televidente... Que en un mar de ideas no logran concretar una sola...
    Y sabes porque, por vivir en la mediatez absoluta.
    El día de hoy se cambia la Historia de México, se usa una goma y se borran nombres como el tuyo o como el del mentado televidente.
    Una última reflexión:
    ¿Acaso sabes quien es Javier Sicilia?
    Seguramente hoy te enteraste, seguramente desde la comodidad de tu exilio vives feliz y contento
    ¿Desde hace cuanto?
    ¿Hace 10 años ya?
    Salud por ti y tú familia, y ojalá nunca lleguen a ser una baja dentro de esta "guerra".
    En serio de todo corazón...
    ;)

    ResponderEliminar
  3. A ;

    Evidentemente tienes un grave problema de comprensión de lectura que no pretendo corregirtelo. La Historia mexicana no va a cambiar por una marcha, va a cambiar si alguna vez la mayoría de la población se da cuenta que tiene que hacer algo por si mismos, no que venga un Hidalgo o un Pancho Villa a salvarlos. Y si, se quien es Sicilia y por eso me molesta tanto, si mataran a tu vecino ni harías nada, pero como es el hijo de un intelectual sales corriendo a marchar por el...¿como tan servil con la clase dominante?

    ResponderEliminar
  4. No, la violencia alcanzo a las clases altas desde el secuestro y asesinato de Alejandro Martí, y tuvo un impacto bastante mediático.

    ResponderEliminar
  5. Hola Pato, ¿qué puedo decir? En cierta medida tienes razón. Somos una sociedad que aún no aprende que debe tomar las riendas de su destino. Eso es cierto. Creo que te equivocas cuando piensas que el asesinato de Sicilia es el de alguien de la clase dominante. No, ya hubo otros asesinatos de ese tipo (Martí y Vargas), y recibieron una atención desmedida por parte de las oficinas de gobierno. No, ahora no fue así, creo que han sido los sectores intelectuales más comprometidos los que respondieron primero al llamado (dolor, si así lo quieres ver) de Sicilia. Pero la división está en otra parte, los "enemigos" son otros: es el capital y toda su maquinaria aplastante que ha quitado toda opción a muchos en este país; el narco es una puerta "fácil" para muchos jóvenes. Y esto está en todos lados. Hasta hace poco uno podía decir que en Cd Juárez tal o cual balacera, o que en Sinaloa tal o cual asesinato; hoy día, a dos cuadras de la casa de uno hay balaceras, secuestros, muertos, etcétera. Sí, somos una sociedad rehén, pero ¿de quién? Creo que de la sociedad misma, mientras ésta no despierte y empiece a hacer oír su voz. Por ahora sólo esta breve reflexión... pero mucho hay que pensar y hacer.

    ResponderEliminar

Acá puedes opinar libremente, no hay censura previa.
¡¡Aprovecha la oportunidad de decir lo que quieras!!