sábado, 28 de enero de 2012

Puerto Iguazú

La primera etapa del viaje, fue Puerto Iguazú. Integrante de la famosa triple frontera, ubicada a 5 kilómetros de Foz de Iguazú, Brasil y a unos 15 de Ciudad del Este, Paraguay, más que un pueblo de frontera, Puerto Iguazú, más parece un pueblo playero de la costa de la Provincia de Buenos Aires que La Quiaca, es decir, un lugar plácido y apacible, aunque sin playa. Puerto Iguazú es un pueblo pequeño (no más de 50,000 habitantes) si lo comparamos con Foz de Iguazú o Ciudad del Este, los cuales tienen mayor infraestructura urbana en el caso de la localidad brasileña o comercio (de contrabando) en el caso de la urbe paraguaya. Como muchas localidades argentinas, Puerto Iguazú, es un lugar que vive al ritmo de la siesta, es decir, el comercio abre entre las 9 o 10 de la mañana y abre hasta las 13 horas, para volver a la vida a las 18 horas. Es decir, si está acostumbrado al ritmo de la ciudad, trate de llevárselo con calma. En relación a los precios, no hay una gran diferencia con Buenos Aires, lo cual habla de una fijación a nivel pais de los precios como de una oferta disponible (cada vez más pobre), sobretodo en los sitios turísticos. Pero esta estandarización juega en contra de Puerto Iguazú si se compará con Foz de Iguazú, cuyo detalle irá en una próxima entrega.

Si usted es argentino o extranjero que padece no poder comprar dólares o reales brasileños, debe saber que en Puerto Iguazú, en las agencias de viajes locales es posible conseguir dólares sin consulta a la AFIP. Pero eso sí, a un cambio algo más alto que en Buenos Aires, $ 5,1 pesos argentinos por un dólar libre (lease sin DNI ni consulta a la AFIP) y 4,6 pesos por un dólar, con DNI y sin consulta a la AFIP, siendo una diferencia importante con el dólar oficial que es vigilado hasta la saciedad por Moreno y sus amigos. En relación a los alojamientos, en Puerto Iguazú hay de todas las calañas, desde Hostels para gringos (60 pesos, 13,8 con el dólar oficial/12 con cambio informal), residenciales para turistas que quieren estirar algo más sus recursos (200 pesos promedio, 46 dolares oficial/40 dólar negro) y Hoteles, muchos hoteles. Pese a existir una importante oferta para dormir, muchos prefieren el lado brasileño,ya que Foz de Iguazú tiene una mayor infraestructura hotelera y desde allí se puede seguir viaje a Rio de Janeiro, Sao Paulo u otros puntos de Brasil ya sea por tierra o avión.

La estadía aconsejable en Puerto Iguazú son dos o tres días, un día se pierde al llegar, sobretodo si se llega desde Buenos Aires en autobús (como nosotros), otro día (o dos) en ir a las cataratas, ya, listo, a seguir viaje a Brasil o Paraguay o volver de vuelta. Mucha vida nocturna no hay, salvo un casino y uno u otro boliche (bar o disco), pese a ser un destino de mochileros gringos, estos no se descarrilan como en otros lugares.

Si me preguntan, Puerto Iguazú es un lugar bueno para encontrar toda clase de alojamientos decentes, salvo si le toca una residencial como la que nos tocó a nosotros, Residencial Luna. A simple vista, un lugar tranquilo, buen precio dueños amables, todo bien, de sonrisas, pero si pasan los días y no les compras los tours y los paquetes turísticos que te ofrecen a cada rato, te atienden mal, te tiran prácticamente el desayuno (un pan todo cagado y un café regular), sintiéndose la mala onda de la dueña (el marido no cuenta), la cual pese a tener un lema bastante hipócrita "llega un turista y se va un amigo", pero eso es válido si le compras los tours o paquetes. Además, tratan de hacer un curro con el turista, ofreciendo hasta servicio de taxi, cobrando por dejarte en la terminal de omnibuses $ 8 pesos (1,60 dólares en cambio informal), pero esta se encuentra a dos cuadras. O sea, si pretende ir a Puerto Iguazú y quiere una tipa que quiera venderle cada tour y una sonrisa hípócrita a cada rato con un desayuno pobre incluso para los cánones argentinos, vaya a la Residencial Luna. Ojo, existen muchas opciones económicas así que no se preocupe si no reserva hotel en Puerto Iguazú.

Esta crónica continuará

1 comentario:

  1. Iguazú es uno de los lindos lugares que tenemos en nuestro país para veranear. Si bien también pertenece a Brasil, nosotros pensamos que es todo nuestro. Total que ellos se queden con sus hoteles en río de janeiro, jajá. Fuera de broma esa ciudad es hermosa y merece ser visitada

    ResponderEliminar

Acá puedes opinar libremente, no hay censura previa.
¡¡Aprovecha la oportunidad de decir lo que quieras!!