miércoles, 25 de enero de 2012

De Liniers a Puerto Iguazú

Hace algunos días, comenzamos nuestras vacaciones. El punto de partida fue el terminal de micros de Liniers, un microterminal de buses ubicado en el extremo oeste de la ciudad de Buenos Aires. Usado como punto de salida tanto por habitantes del oeste de la ciudad de Buenos Aires como por habitantes del Partido de la Matanza, en la temporada de verano pasa literalmente lleno: migrantes bolivianos que parten hacia Villazón, Yacuiba o Santa Cruz para ir a ver a sus parientes, argentinos en busca de las playas de la provincia de Buenos Aires o de los lejanos parajes patagónicos y del noroeste argentino...y en este caso, nosotros que íbamos en rumbo de las cataratas del Iguazú.
El micro (autobús) que tomamos, era un autobus de la empresa "El Rápido Argentino", el cual pensábamos iba a ser digno de su precio, unos 473 pesos (hoy 31 de enero ya está en 497 pesos) , pero no, tenía una serie de detalles que mostraba que este había sido usado hasta dejarlo cerca de ser una chatarra con ruedas. La cada vez más abierta irracionalidad entre el precio de los autobuses argentinos, un sector con tarifas prefijadas, y los servicios otorgados, cada vez de peor calidad pese al alto precio de los boletos. Por ejemplo el semicama cuesta lo mismo en todas las empresas, no existiendo una real alternativa par quien no le queda otra opción (en nuestro caso x gusto) que viajar en bus, viviendo atrapado quien quiera salir de viaje, entre servicios malos y caros.
El viaje salió de Liniers, luego paró en Retiro, el terminal de autobuses enclavado entre la Villa 31, estaciones de tren y el Sheraton, atestado de viajeros que quieren escapar del calor porteño a como de lugar. Luego siguió hasta Talar, en Pacheco y tras dos horas de viaje, salió del área metropolitana de Buenos Aires. Luego tendría paradas puntuales como Concordia, Posadas y tras 22 horas llegó a destino, la apacible localidad fronteriza de Puerto Iguazu (continuará).

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Acá puedes opinar libremente, no hay censura previa.
¡¡Aprovecha la oportunidad de decir lo que quieras!!