sábado, 30 de marzo de 2013

Restoranes de Barrio: Dania

A veces, por  buscar lo más económico para comer se pueden cometer verdaderas aberraciones para el estómago. Un buen día de estos, tras pagar una serie de facturas por el sector del Cid Campeador, en el corazón de Caballito, buscando precios para comer dignamente pese a la inflación (aunque Moreno y Cristina digan que no hay), me llevó a un lugar que siempre veía lleno de gente, que queda en Angel Gallardo 999, a 9 cuadras de Corrientes y a 5  cuadras del Parque Centenario.

Los comensales
Me dije, "ah, si hay siempre gente debiera ser bueno". Entro, espero que me atiendan...y cri, cri, cri, cri, nada. Luego me doy cuenta que es "autoservicio", es decir, que había que pagar primero, pasar el vale y ahí recibir el plato de comida.

Bueno, me dije, los precios son tentadores y hasta ahora no me ha fallado. Me pido unos tallarines con estofado (ver carta de precios) y buee, lo pago en una caja donde también venden carne...la cual no se veía tan buena. Luego paso a pedir el plato de comida, el cual era recalentado en microondas en una cocina que no se veía tan pulcra como tendría que estar y veo de reojo que los tallarines eran Luchetti (acá en Argentina son una marca media, de Molinos), pensando ilusamente que podrían ser caseros o al menos al huevo tipo Mar del Plata.

Nada del otro mundo


Todo lo anterior lo dejo pasar esto por el hambre que llevaba, y ya, me decía a mi mismo en un claro afán de autoconvencimiento, he comido en lugares peores, así que vamos para adelante con el almuerzo. Me pido una Coca Zero y ya, me siento a comer.

Ni los precios bajos ayudan...sobretodo cuando son enemigos del estómago

Los tallarines no eran ricos como otros que he comido por precios similares, pero tampoco un adefesio, pero no puedo comerme todo el plato de comida, así que lo dejo a 3/4 de comer y sigo mi camino. Pocas horas más tarde siento los efectos de la comida, me había caído mal y me pasé dos días a arroz y pollo a la plancha....


Para que lo tome en cuenta y quiere probarlos por su cuenta, pero yo no volvería a ir de nuevo allí, es decir, NO lo recomendaría ni para emergencias:

Dania, Angel Gallardo 999, teléfono: 4858-0839

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Acá puedes opinar libremente, no hay censura previa.
¡¡Aprovecha la oportunidad de decir lo que quieras!!